Oracle: “Estamos en la prehistoria de la Inteligencia Artificial”

Oracle, en una apuesta por seguir siendo la “compañía del dato”, muestra la Inteligencia Artificial y la nube como banderas. Nos lo cuenta en detalle Francisco Romero, director de Tecnología de Oracle España, en esta entrevista.

La compañía del dato. Más de 40 años de historia hacen de Oracle una referencia indiscutible del mundo TIC. Una compañía que nacía como una empresa de base de datos, para su primer cliente, la CIA, la agencia de inteligencia de Estados Unidos y que ahora muestra la Inteligencia Artificial y la nube como banderas.

Una apuesta por la innovación que ha hecho que la compañía incluso definiese una nueva categoría tecnológica, la del software autónomo, en la que la automatización de tareas en la base de datos (Oracle Autonomous Database) y, más recientemente, en el sistema operativo (Oracle Autonomous Linux) buscan ofrecer las máximas posibilidades para extraer el valor que encierran los datos.

Coincidiendo con el Oracle OpenWorld Europeo, que se celebra estos días en Londres, analizamos con Francisco Romero, director de Tecnología de Oracle España, el presente y, cómo no, el futuro que marcará los pasos de la compañía.

– El pasado mes de octubre, en su congreso OpenWorld, Oracle anunciaba que, por fin, había culminado el proceso de actualización de todo su portfolio de soluciones para llevarlas a la nube. Recientemente, mostraban también un nuevo logotipo… ¿Qué significa esto para una compañía como Oracle, con más de 40 años de historia? ¿Qué va a suponer de aquí en adelante?

La visión y misión de Oracle es ayudar a las personas, a nuestros clientes, a sacar el máximo valor del dato. Descubrir nuevas posibilidades para las empresas basadas en el dato y esto, especialmente, gracias a la aplicación de la Inteligencia Artificial. Hoy en día, asistimos a un auténtico tsunami de información. Cada persona produce alrededor de 1,7 Mb de información por segundo y el reto es extraer el valor de esa información.

Oracle ha hecho una apuesta para responder a esta demanda y es incorporar, de forma embebida, la IA a toda su tecnología. Algo hacia lo que está girando también el resto de competidores, una estrategia que fuimos los primeros en adoptar y que para Oracle ya es una realidad y para otros, aún no.

Como señalabas, Oracle lleva muchos años gestionando datos de aplicaciones críticas, de entornos críticos… Ahora ofrecemos todo esto en la nube, de manera diferencial.

Es decir, para ayudar en la gestión y digitalización del dato, lo que estamos ofreciendo es el mayor portfolio cloud, el más integrado, que contempla desde las aplicaciones hasta el sistema operativo autónomo.

–  ¿No hay nada que no pase por la nube en el futuro?

Yo creo que el presente pasa por la nube, no el futuro. Hoy todas las compañías están usando ya la nube en esa transición a la digitalización, cada una a su velocidad pero lo están haciendo. Y, en ese escenario, nosotros ofrecemos una nube empresarial con claros diferenciadores, como por ejemplo nuestra solución Cloud at Customer que permite “llevar” la nube al CPD del cliente y que está ayudando a que esa transición pueda ser más rápida.

Fundamentalmente, en España, hay sectores como el financiero en el que esta combinación está siendo muy exitosa.

– ¿Ese cambio a la nube ha comenzado ya a dar sus frutos?

Sí, por supuesto. Por darte algún dato, en el área de ERP donde tenemos más de 27.000 clientes, por ejemplo, estamos creciendo en nuestro Fusion ERP un 38% que es un dato muy relevante. En ERP NetSuite estamos en un crecimiento del 28%, en Fusion HCM, un 23%…

Pero, por seguir con datos, en el negocio Autonomous estamos duplicando básicamente los resultados del ejercicio anterior, creciendo al 100 por cien.

Nuestra estrategia ha hecho que, ahora mismo, seamos líderes en el sector del ERP Cloud, seamos segundos en el área de CX y que directamente no tengamos competencia en el área de software autónomo.

Además, estamos viendo una tendencia muy clara que es la base de datos convergente, un modelo en el que la base de datos va a cubrir todas las necesidades y todas las plataformas tecnológicas de una compañía, lo que simplifica el modelo y, al ser autónomo, lo hace mucho más seguro ya que evita el error humano y la necesidad de tener distintos modelos de seguridad para cada, digamos, repositorio de datos.

Hablamos de bases de datos transanalíticas y ahí también somos líderes del mercado.

– Comentábamos que la apuesta por la nube de las empresas es generalizada pero ¿con la fuerza y velocidad que se preveía? ¿Qué reticencias existen todavía? Si es que las hay…

Más que reticencias es que cada compañía tiene que encontrar su modelo de cómo ir a la nube. En ocasiones, son empresas que pertenecen a sectores regulados en mayor o menor medida y, bueno, cada empresa tiene que investigar la manera más correcta para ella de saltar a la nube.

Pero sí existe esa decisión de salto y además es algo que cada vez se acelera más. En España, por ejemplo, la adopción de Autonomous Database está siendo de las más avanzadas de Europa y ya son 60 los clientes que a día de hoy han decidido confiar en nuestra solución.

-Tal vez una de las claves de la adopción de la nube por parte de las empresas es la interoperabilidad de sus sistemas, aplicaciones, etc. La segunda generación de Oracle Cloud Infrastructure (Gen2 Cloud) viene acompañada de acuerdos con Microsoft y VMWare para precisamente garantizar esa interoperabilidad. ¿Tienen previstos nuevos acuerdos en esta línea?

Sinceramente no sabría decirte si van a darse nuevos acuerdos pero seguramente ya que la estrategia de Oracle va por este camino y, en ese sentido, iremos viendo qué nuevos acuerdos pueden aportar valor a nuestros clientes. Lo que sí es evidente es que la adopción de este modelo con Microsoft y VMware está siendo muy bien acogida por el mercado. La estrategia de Oracle es proporcionar la mejor cloud empresarial pero con una estrategia multicloud y estos acuerdos son el mejor ejemplo.

Francisco Romero, director de Tecnología de Oracle España.

– Junto a la nube, parece que la otra gran protagonista indiscutible en el ámbito de las TI hoy y en el de la propia Oracle es la Inteligencia Artificial y la automatización… De hecho, un informe de Oracle señalaba cómo “el 82% de la gente cree que los robots pueden hacer las cosas mejor que sus jefes”. ¿No da un poco de vértigo?

La IA es una plataforma que va a llevarnos a una nueva revolución industrial. La quinta, la sexta… Como quieras llamarla pero va a llegar.

¿Vértigo? No. Un ejemplo muy gráfico para entender lo que supone es pensar en la ciudad de Nueva York de 1920; si vemos una imagen de entonces, encontramos muchísimos caballos por sus calles. Si ves una de 60 o 70 años después, no encuentras ni uno prácticamente. Fueron sustituidos por el automóvil y eso supuso una auténtica transformación. La gente que se dedicaba a esos caballos, a su alimentación, cuidados, equipamiento, etc… se reconvirtió y se dedicó a todo lo que rodeaba al motor de combustión, una nueva necesidad que había surgido.

Yo creo que estamos ante una nueva revolución, que va a transformar radicalmente la forma en la que hoy entendemos la vida y que estamos, eso sí, aún en la prehistoria de la Inteligencia Artificial. Pero es un cambio positivo, que va a ayudarnos a vivir mejor.

-Explicaba usted mismo el éxito de una de sus grandes bazas tecnológicas, la base de datos autónoma. ¿Qué valor diferencial ofrece que explicaría la buena acogida que está teniendo en el mercado?

La transformación fundamental que ofrece es que ayuda a dos cosas: la primera es a reducir el “go to market”. La tecnología autónoma permite eliminar muchas tareas que antes requerían mucho tiempo( preparación de datos, evolución de esos modelos de datos, etc.), procesos que ahora se pueden hacer de forma mucho más rápida y con ello reducir notablemente tiempo de salir al mercado, algo esencial hoy en día donde el “real time” de la información es el verdadero valor de la información. De hecho, una información que no puedas consumir en tiempo real pierde alrededor del 40% de su valor.

Y el segundo gran beneficio de la tecnología autónoma es que incrementa notablemente el volumen de información que pueden gestionar nuestros clientes. Puedes incorporar mucha más información de forma mucho más rápida, de muchas más fuentes…

Estos serían los dos valores diferenciales de la tecnología autónoma y que explican su buena adopción por parte del mercado.

Por ejemplo, uno de nuestros clientes, Seur, tenía la necesidad de cambiar su forma de trabajar para poder atender también a los clientes que recibe desde su plataforma digital. Tenía que transformar todo su modelo de negocio para poder responder mucho más rápido… Y lo ha hecho con nuestra tecnología autónoma. Sin nuestra tecnología, ese proyecto habría tardado mucho más en realizarse y con unos resultados menos brillantes.

En definitiva, la tecnología autónoma lo que hace es aprovecharse del conocimiento de toda la base de datos, gracias a la Inteligencia Artificial y el Machine Learning, y así ser más eficiente y más seguro.

Es una tecnología que se autogestiona y por tanto se autosecuriza (esto es muy importante hoy en día porque los riesgos son cada vez más altos y el esfuerzo que tiene que hacer el cliente por securizar sus plataformas es muy elevado) y se autodimensiona, lo que influye en el coste, reduciéndolo.

Ayuda a que todo el mundo se focalice en sacar valor del dato y no en gestionar el dato. Autonomous está cambiando las reglas del juego de la nube empresarial porque es mucho más seguro, más eficiente y permite dar mayor valor al dato.

– La compañía se marcado como objetivo que en cinco años toda la base instalada de software Oracle se haya movido a Autonomous. ¿Cuál es la estrategia que van a seguir para lograrlo?

La adopción de Autonomous está siendo mucho más rápida de lo que se esperaba; estamos creciendo un 100 por cien con respecto al año anterior. El propio Larry Ellison ha señalado que ha sido la adopción más rápida de cualquier producto de Oracle en la historia.

Es cierto que hasta que no lo pruebas no te das cuenta de lo increíble que es. Por eso lo que estamos es haciendo es posibilitar que los clientes lo prueben de forma gratuita y, la verdad, los clientes que lo están probando están quedando muy sorprendidos gratamente.

La base de datos sigue siendo la base de datos de Oracle aunque ahora con Inteligencia Artificial, por lo que tampoco estamos viendo una curva de entrada o de aprendizaje alta.

-Este vuelco a la nube, sin duda, tiene que ir acompañado de inversión en centros de datos. ¿Cuántos data centers ofrecen a sus clientes actualmente y cómo va a evolucionar esta cifra?

Sí y estamos siendo muy ambiciosos en esto. Vamos a abrir una “región” nueva cada mes durante 2020 para acabar con un total de 36 data centers a final de año. Para que te hagas una idea, Amazon tiene 25.

-Ya que lo menciona… ¿Considera a Amazon su competencia?

Sinceramente, no. Nuestro objetivo es ser la mejor nube empresarial. Y el origen de Amazon es otro sector, el del retail… Son posiciones completamente distintas. Y aún mas, nuestra nube es integrada, tiene todo tipo de servicios desde la base de datos hasta las aplicaciones y ese es también un segmento donde no está Amazon.

-Oracle está apostando también por tecnologías emergentes como Blockchain. Concretamente, han desarrollado un proyecto con la española Grupo Seres, especializada en gestión documental y factura electrónica, donde han implementado su solución Oracle Blockchain Service Cloud… ¿Cómo está evolucionando esta solución? ¿Algún otro proyecto?

Bien, el proyecto realizado con el Grupo Seres ha sido muy satisfactorio, nuestra plataforma les ha permitido gestionar la relación con sus franquicias con total transparencia y seguridad.

Otro proyecto muy relevante es el que hemos realizado con Volvo Cars que ha confiando en nuestra solución Blockchain para realizar la trazabilidad global del cobalto utilizado en sus baterías.

-Cloud, IA, Blockchain, asistentes de voz, IoT… ¿Cómo va a ser la Oracle de dentro de 10 años?

No tendrá nada que ver con la Oracle de hoy en día. Estamos en un proceso de cambio vertiginoso y no sé qué nos deparará el futuro pero sí estoy convencido de que no tendrá nada que ver con lo que vivimos actualmente.

Oracle siempre ha sido la compañía del dato y, en diez años, seguirá siéndolo eso sí con la IA absolutamente embebida para extraer el máximo valor a esos datos.

El dato es oro líquido, el reto ahora es extraer el valor que tiene… Las compañías que toman sus decisiones de acuerdo al dato (data drivers) obtienen un 30 por ciento más de facturación y Oracle seguirá ayudando a que puedan extraer ese valor.

-A finales de 2018 leí una declaración suya: “Oracle tiene dos objetivos muy claros: liderar el mercado de la nube empresarial y el de las aplicaciones de negocio”…. En aplicaciones parece que ya se lo han logrado pero en la nube… ¿Cómo de cerca están estos objetivos de cumplirse?

Mantenemos lo que dije. Queremos liderar la nube empresarial y lo estamos consiguiendo.

Fuente: https://www.silicon.es/oracle-estamos-en-la-prehistoria-de-la-inteligencia-artificial-2411762

Publicado en: #ORACLE

Tagged as:

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s